Necesito adelgazar, cómo hago?

La mayoría de la gente que llega a este blog es buscando cosas como «necesito adelgazar rápido» o «cómo adelgazar en una semana», y bien, debo decirte que hay pocas cosas que puedan hacer que adelgaces tan rápido. Lamentablemente te quedan el bisturí, o dejar de comer durante una semana. Apuesto a que no es lo que estás buscando.

Te adelanto que no es posible adelgazar rápido, si por rápido entiendes una semana. Si tu objetivo es más bien un mes, ahí ya nos vamos entendiendo, a pesar de que la reducción de peso sería más bien tímida.

Si necesitas adelgazar, tienes que enfocar la cuestión desde dos ángulos. El primero es el papeo, y el segundo es el ejercicio físico. Te voy a explicar las opciones que tienes.

Necesito adelgazar ¿Qué debo comer?

Este es el aspecto más importante del adelgazamiento. Hay gente que se mata hacer ejercicio pero casi no adelgaza. Esto es porque la dieta es más importante que el ejercicio, aunque no haya que descuidar este último.

Normalmente, cuando te pones a visitar blogs o a preguntar a dietistas, todo el mundo te manda hacer unas dietas que te cagas, pero tú y yo sabemos que el mayor problema no es que desconozcamos cómo hacer una dieta saludable, sino que hay mil factores que influyen para que nos de pereza. Hay que planificar las semanas, pensar en aquello que debemos comer o qué no, etc. En esto es donde falla la mayoría de la gente que lo intenta. No es sencillo y requiere mucha voluntad.

Como lleva tiempo aprenderlo, lo ideal es usar batidos sustitutivos de comida (ojo, no batidos para delgazar). Escribí este post explicando cuales comprar y por qué unos y no otros.

Básicamente la idea es usar uno de estos batidos para sustituír tus malas comidas, mientras gradualmente vas aprendiendo a cocinar cosas simples y sanas, hasta que llegue el momento en el que no necesites usar los batidos (yo sigo tomando uno para desayunar, porque por la mañana soy incapaz de hacer más que un colacao con leche, y el batido es más sano).

Necesito adelgazar ¿Qué ejercicios debo hacer?

El ejercicio no es tan determinante en la pérdida de peso, pero sí en tu salud. Sin ejercicio puedes bajar peso, pero de forma más lenta, ya que no aumentas tu consumo calórico, que es lo que consigues sudando como un puerquino.

Como podrás imaginar, también actúa aquí el factor vagancia, más si cabe que en la dieta, de modo que no te ralles buscando combinaciones de ejercicios, hay gente mucho más lista que tú y que yo, que ya ha hecho rutinas que funcionan. Lo único que tienes que saber es que lo que necesitas son rutinas de ejercicios aeróbicos, que son los que hacen que consumas más calorías.

Ahora bien ¿dónde encontrar estas rutinas? Mi respuesta estándar para esto es que busques en Freeletics.

Resumen de todo lo que necesitas saber

  1. ¡Necesito adelgazar rápido! Lo siento, rápido es a partir de un mes. Hacerlo antes de un mes es comprar un billete para el hospital.
  2. La mayoría de la gente que quiere adelgazar falla porque no es constante y tiene falta de voluntad. Para minimizar estos factores empieza usando batidos (mira el post que enlacé antes, vienen todos analizados) y rutinas ya hechas, no intentes hacer las tuyas propias hasta que no controles del tema, porque además te puedes hacer daño.

Adelgazar sin dieta ¿Es posible?

Si has llegado hasta aquí, apuesto a que no eres el primer blog en el que caes. Te resumo: Adelgazar sin dieta es posible, pero no por lo que crees. No se trata de que haya productos milagro, o un cacahuete mágico que lo recolecta un tipo descalzo en el Everest. El tema de la nutrición tiene sus lagunas de conocimiento, pero tampoco llega a tanto el tema.

Adelgazar sin dieta, porque es la única forma de hacerlo

Si te metes la paliza de ponerte a revisar estudios, meta-estudios y toda la mandanga (es un coñazo, para qué nos vamos a engañar) básicamente vas a llegar a una conclusión: Las dietas sólo son un remedio temporal que a largo plazo pueden provocar, incluso, que subas de peso en lugar de bajarlo ¡!

Para describir el efecto de las dietas se suele utilizar un concepto que se llama el efecto yo-yo. No hay que ser un crack para darse cuenta de qué va esto. El yo-yo baja y vuelve a subir a su posición inicial, igual que tu peso. Esto pasa porque tu cuerpo es el resultado de miles de años de evolución, y funciona como funciona. A groso modo, si le privas de nutrientes, aunque sea de un grupo determinado de ellos (hola, dietas hipo-loquesea) una vez que abandonas la dieta el cuerpo interpretará que se trata de una situación excepcional y hará acopio de los nutrientes de los que fue privado anteriormente. No funciona de hoy para mañana, pero si preguntas a gente mayor que tú muchos te dirán que hicieron mil dietas y nunca les sirvieron.

Cómo bajar de peso sin dieta

Como es lógico, llegados a este punto te estarás preguntando cómo demonios se puede hacer entonces. La respuesta es corta, pero a todo el mundo le toca las narices leerla: Tienes que cambiar tus hábitos alimenticios y de ejercicio. No hay más narices. Todos los meta-estudios llegan a la misma conclusión.

Cuando te pones a leer por ahí lo que hay que hacer para comer mejor, siempre hay algo que no tienen en cuenta, y es el factor vagancia. Tu y yo sabemos que mañana por la mañana no vamos a hacer un desayuno que te cagas, con frutos secos, zumo natural y bayas del goji (o como se escriban) y demás historias. Porque, si hemos llegado hasta aquí es por algo, y tenemos una inercia que nos va a costar vencer.

Cambiar tu dieta poco a poco y sin música techno para motivarte

El factor vagancia no depende únicamente de tener que pasarse una hora en la cocina, al menos tres horas al día, también depende de la necesidad de planificar, porque no vamos a comer macarrones mañana, tarde y noche. Hay que encontrar algo que al menos nos sustituya una comida al día, que sea asequible que no requiera ningún esfuerzo.

Lo único que puede cumplir estas tres condiciones es un batido sustitutivo de comida (mucho ojo, no batidos para adelgazar, ni tampoco cualquier sustitutivo). Revisando lo que hay disponibles en España, yo sólo recomiendo Queal y Futricio, más el primero que el segundo (el sabor de chocolate está cojonudo). El motivo es que son los únicos que siguen las Cantidades Diarias Recomendadas de la OMS (CDRs), mientras que otros batidos famosos en realidad son hiperproteicos, hipocalóricos o cualquier otra historia (además son más caros), y lo que buscamos es evitar el efecto yo-yo, de modo que necesitamos un aporte equilibrado y pensado a largo plazo, que es el caso de estos dos productos.

Ojo, no están pensados para que sustituyas todas las comidas, máximo dos (y yo sólo recomiendo una). Piensa que un batido no lo masticas, y los nutrientes vienen a pelo, asi que como mínimo necesitas una comida al día que mantenga tu mandíbula y tu sistema digestivo trabajando, no querrás que un día te tomes un filete y te siente mal porque hace tiempo que no tomas sólidos.

Además de que sean productos molones que te aportan la CDR que te toca, ya que no tienes la presión por cocinar ni planificar, aprovecha para, efectivamente, ir aprendiendo a cocinar sano poco a poco. A mí es lo que me ha pasado. Empecé a tomar Queal porque mi dieta era un descontrol. Ahora sólo lo tomo los desayunos, porque por la mañana no soy persona, pero como sé que el batido siempre está ahí, ya me estoy haciendo un cocinillas.

Vale muchacho, ¿y dónde comprar estos batidos?

Futricio lo tienes en Amazon, y Queal tienes que pedirlo en su web. Es más cómodo en Amazon pero la verdad Queal tiene sabores muy logrados. A mí particularmente me gustan el de chocolate y el de chocolate con avellanas, los demás que he probado, meh…

Como puedes ver en la tabla, te sale más o menos a 2 euros y pico por comida. Son tres comidas por bolsa (te viene una botella-agitador y un cacharrito para medir) y en cada pedido tienes que pedir un mínimo de 10 o 15, no recuerdo mal. Queal tiene una versión de prueba, la taste tester, donde te incluye un sabor de cada, por si quieres probarlos. En Futricio no lo he encontrado, la verdad.

El ejercicio también es necesario

No te escapes tan rápido. Aunque es cierto que se pierde más peso en la cocina que sudando, esto no quiere decir que puedas olvidarte de él. Igual que en el tema de la comida, aquí el factor vagancia también juega su papel. Mi primer consejo es que te busques una rutina de ejercicios predefinida, no te vas a pasar días leyendo lo que tienes que hacer, porque seguramente no tendrás ni idea de estos temas y acabarás haciendo algo que, en el mejor de los casos, será inútil. A mí por ejemplo me gustan las de Freeletics, concretamente la rutina ZEUS, pero eso es porque no quiero estar tirillas.

La mayoría de féminas que conozco buscan tener una figura esbelta, para eso lo mejor son las rutinas de ejercicios aeróbicos (esto es lo que tienes que buscar). Si quieres ejercicios sin pesas pero que den resultado, busca rutinas aeróbicas de ejercicios calisténicos.

Mi segundo consejo es que averigües si te viene mejor hacer ejercicio en casa o en un gimansio. Yo prefiero en casa porque me resulta más cómodo, y además me sale gratis. Sin embargo hay gente que sólo se pone a ello si va al gimnasio, y en casa no arranca. A mí me funciona en casa, pero eso lo tienes que averiguar tú misma.

No te mates al principio, ve poco a poco, pero no te engañes, esto va de sudar.

Conclusiones

  1. El factor vagancia es lo más jodido de todo, y es la causa principal de que la gente se ponga cebollina.
  2. Para romperlo, empieza con batidos como Queal y rutinas de ejercicios ya hechas. Liberarte de la necesidad de planificación ayuda mucho más de lo que crees, y con el tiempo aprenderás a cocinar cosas ricas y sanas, y te buscarás los ejercicios que más te molen.
  3. Mentalízate que esto es a largo plazo, o más bien para siempre. Ahora te parece una montaña que escalar, pero recuerda el efecto yo-yo. Este efecto es real. Tu lo sabes, yo lo sé, en el Tíbet, los tipos que recolectan las bayas de Goji lo saben. Hasta Mariano Rajoy lo sabe.

Comparativa de productos para adelgazar y perder peso

Si has llegado hasta aquí es que buscas productos para perder peso. Me imagino que habrás dado algunas vueltas por varios blogs y notarás que hay mucha confusión y que está todo un poco revuelto.

Te cuento los criterios que vamos a usar en esta comparativa: La información completa del producto debe estar disponible. Completa significa completa, es decir, cantidades, porcentajes, origen de los productos y demás, y además debe ser sano. Descartaremos todo lo que no cumpla estos criterios.

Qué productos para adelgazar recomendamos

Como puedes ver en la tabla, sólo recomendamos tres. Queal, Futricio y Purition (luego los analizamos con más detenimiento). Todos los demás los descartamos. Hemos puesto también Bimanán en la tabla porque, aunque no sea saludable, por lo menos la información está disponible.

Queal: El mejor producto en calidad/precio

Según la tabla nutricional, tiene 394kcal por cada 100g (700 kcal por ración de 178g) de los cuales hay 28 g de proteína, 44 g de hidratos de carbono de los cuales solo 4.7g son azúcar y 10,4g de grasas de las cuales solo 2.9g son saturadas y 3,8g son monoinsaturadas. Contiene 8g de fibra por cada 100g.

Analizando en porcentajes tenemos un 28% de proteínas, 45% de hidratos y 24% de grasas.

Positivo:

  • Análisis nutricional muy detallado.
  • Poco azúcar.
  • Buena relación calidad/precio.

Negativo:

  • Aunque la composición sea mejor que muchos alimentos procesados que se pueden encontrar en el supermercado, algunos ingredientes podrían mejorarse, como el aceite de palma, jarabe de glucosa, soja, etc. Algunos pueden sustituirse sin elevar demasiado el precio.
  • Quizá sería mejor algo menos de hidratos a cambio de un poco más de grasa.

Purition: Producto de muy alta calidad, pero también mucho más caro

La versión de chocolate contiene 459kcal por cada 100g, con raciones de 50g, (230Kcal cada una), siendo 34g de proteína, 9,9g de hidratos de carbono, de los cuales sólo 4,5g son azúcar (una cuarta parte que Bimanan) y 30g grasas. Tiene una elevada cantidad de fibra, y 0g de grasas trans. Otras variedades como la de coco tienen aún menos azúcar, 2.7g por cada 100g de producto.

Los ingredientes son en su mayoría alimentos en vez de productos aislados, lo cual es un punto muy positivo. Encontramos proteína de suero en primer lugar, semillas de girasol, almendras, semillas de sésamo y chía, el ingrediente que le da el sabor (en este caso cacao, no chocolate), semillas de calabaza, plantago y pectina de manzana como fuentes de fibra, además de stevia como edulcorante en vez de fructosa y jarabe de glucosa.

Analizando los porcentajes de la versión de cacao tenemos un 30% de proteínas, 8,6% de hidratos de carbono y un 59% de grasas.

Positivo:

  • Compuesto de alimentos reales en su gran mayoría aunque luego se procese también. Variedad de distintas semillas como origen para las grasas, stevia como edulcorante.
  • Muy poco azúcar.
  • Alto en proteína y grasas, bajo en hidratos, que está en la línea de las últimas directrices para dietas más enfocadas a perder peso y deportistas así como personas diabéticas.
  • Alto en fibra, casi 18g por cada 100g.
  • No utiliza jarabe de glucosa, fructosa, etc.

Negativo:

  • No contiene vitamina B12, a tener en cuenta si se utiliza como sustitutivo de muchas comidas.
  • El precio es muy elevado con respecto a Queal. Es su principal desventaja.

Qué productos para adelgazar NO recomendamos

Hay infinidad de ellos, y no podemos analizarlos todos. Sin embargo, sí lo hemos hecho con los más famosos. Si te pica la curiosidad puedes echarle un vistazo a estos análisis.

Bimanán (batido en sobres de 50g)

En la composición de alimentos vemos que uno de los primeros elementos es leche desnatada, por lo que tienen que suplementar la grasa perdida. ¿Y como lo hacen? Con el siguiente ingrediente, aceite vegetal hidrogenada sin especificar su origen (no sabemos si es soja, girasol, oliva, de colza… si no lo indican es porque son de mala calidad casi con total seguridad) seguido de fructosa, jarabe de glucosa y más aceite vegetal. Luego le siguen los elementos que están en un porcentaje muy pequeño como son los minerales y vitaminas. Resumiendo, básicamente el batido Bimanán está compuesto de leche desnatada + aceite vegetal hidrogenado + azúcar.

Según la tabla nutricional, tiene 414kcal por cada 100g (207kcal por ración) de los cuales hay 35g de proteína extraídas de la leche, 36g de hidratos de carbono de los cuales nada más y nada menos que 20g son azúcar y 13g de grasas de las cuales casi 10g son saturadas. Tiene 6g de fibra sin especificar origen.

La composición de micronutrientes (vitaminas y minerales) es correcta, pero de nuevo, seguimos sin saber qué forma química tiene, lo cual es interesante ya que no todas las formas actúan ni se asimilan igual.

Analizando en porcentajes tenemos un 34% de proteínas, un 35% de hidratos de carbono y 28% de grasas.

Los porcentajes no están del todo mal, tiran de bastante proteína para evitar poner más hidratos de carbono o grasas pero la calidad de los ingredientes es pésima. No recomendaría sustituir ninguna comida con estos sobres.

Positivo:

  • El porcentaje de macronutrientes está bien repartido.

Negativo:

  • Un 20% del producto es azúcar.
  • Calidad de los ingredientes: aceite vegetal hidrogenado, fructosa, jarabe de glucosa, sin especificar el origen.
  • Poca información sobre subtipos de macronutrientes.
  • Su lema podría ser «Te ayuda a adelgazar y a tener diabetes».
  • Si tuvieras que alimentarte solo de sus batidos, (2000kcal de media) tomarías unos 10 sobres con una friolera de 100g de azúcar. La OMS recomienda un máximo de 25g.
  • A pesar de todo esto, es casi tan caro como Purition (fíjate en la tabla que puse arriba).

Optifast

En el caso de Optifast empezamos mal: faltan muchos datos sobre su información nutricional en su web. No nos dicen las medidas por cada 100g (para poder comparar mejor con otros productos), no sabemos cuántos de los 22,5g de hidratos de carbono son azúcares, ni cuantas de sus grasas son saturadas, poliinsaturadas, monoinsaturadas, etc.

Los ingredientes son similares a los de Bimanán: leche + fructosa + jarabe de glucosa + sacarosa + aceites vegetales. En este caso sí nos dicen el origen de los aceites vegetales, siendo de girasol y nabina (otra forma de llamar al aceite de colza), aceite de palma, etc.

Según la tabla nutricional y teniendo que recalcular, tiene 385 kcal por cada 100g (208 kcal por ración de 54g) de los cuales hay 32g de proteína extraídas de la leche, 42g de hidratos de carbono de los cuales no sabemos cuántos son azúcar y 8.3g de grasas. También tiene 6g de fibra procedente de la inulina. La composición de micronutrientes es correcta sin más.

Analizando en porcentajes: Un 33% de proteínas, 44% de hidratos de carbono y 19,4% de grasas.

Contiene más hidratos de carbono y menos grasas que Bimanán y como sospechamos por el orden de los ingredientes, podemos deducir que tiene aún más azúcar que Bimanán.

Positivo:

  • Especifican el origen de las grasas.

Negativo:

  • No sabemos cantidad de azúcar pero por los ingredientes ha de ser escandalosamente alta.
  • Calidad de los ingredientes: aceite vegetal girasol, nabina, palma, fructosa, jarabe de glucosa, etc.
  • Demasiados hidratos y pocas grasas.

Siken

Toda la información nutricional disponible en su web es la siguiente:

Ingredientes principales
Leche desnatada en polvo, proteínas de la leche, cacao desgrasado en polvo, minerales (potasio, sodio, magnesio, zinc) y vitaminas.

¿Solo es leche con cacao desgrasado? No tenemos información sobre el porcentaje de sus macronutrientes. Es muy poco para valorar.

Otros descartados

Los batidos de Herbalife y los productos de Bicentury. Básicamente la mayoría de productos «famosos» de este tipo están en la línea de Optifast y Bimanan.

Resumen de todo lo que necesitas saber

  • Si te sobra la pasta no lo dudes, compra Purition. Eso sí, este producto no está pensado como un sustituto alimenticio, como refleja su reparto de macronutrientes, sino más bien para sustituír comidas puntuales (dos al día máximo), porque está más enfocado a adelgazar.
  • Si buscas algo con relación calidad-precio, lo mejor es Queal. Es notablemente más barato que Purition, aunque por los ingredientes que contiene, yo tampoco sustituiría más de dos comidas al día. Todo esto entendiendo que aquellas que no sustituyes van a ser sanas, si te vas a tomar un kebab, una pizza o algún tipo de procesado probablemente Queal sea más sano.
  • A mucha distancia de estos dos se encuentran Bimanán y Optifast, que son los más famosos. Teniendo los dos anteriores no tiene mucho sentido comprar estos dos, porque están al precio de Purition y Queal con una tabla nutricional mucho peor.

La moda y las tendencias ¿Democracia o conspiración? (2)

Toqueville decía que la democracia no es sólo una forma de gobierno, sino también es un modo de organización social.

En democracia los individuos son formalmente libres e iguales, ya que se libran de la monarquía o la religión, pero se produce una paradoja, y es que pasan a ser gobernados por la opinión, un yugo igualmente tirano. Y aunque antes hablábamos de Simmel y las contradicciones de la moda, este hombre también escribió sobre los dictados de la opinión en la moda.

Para Simmel la moda tiene un efecto psicológico claro, y es que libera al individuo de la angustia de la elección, al considerarse miembro de un grupo, no un ser aislado.

Los débiles evitan la individualización, la autonomía práctica que va acompañada de un lote de responsabilidades, de la necesidad de defenderse solo, por sus propias fuerzas (Simmel).

Este mecanismo es el que permite conciliar una de las contradicciones de la moda, la necesidad de distinción y el deseo de pertenencia. Aquellos que son “diferentes” o que por alguna razón (la fama, por ejemplo)” no tienen la necesidad de sentir pertenencia son los que tienen mayor facilidad para inventar una nueva moda. Veamos un ejemplo.

En 2007 Kate Moss se asoció con TopShop danto lugar a una línea de ropa bastante anodina en términos de innovación estética, pero que fue todo un éxito. Basta con que un personaje conocido refrende una tendencia para que se generen muchas ventas. El mecanismo funciona gracias a lo que Merton llamó profecía autocumplida. Si esta persona es influyente, cuando el mensaje llegue a muchos consumidores estos mostrarán a los demás lo que es tendencia.

Kate Moss sería aquí un oráculo de la moda. Si declara en una revista que una tendencia está acabada, no hay más que su propio criterio en esa declaración. No hay una lista de elementos que apoyen esa afirmación y un razonamiento detrás. A cambio de ser profeta en las tendencias hay que pagar el tributo de tener que dar constantemente muestras de su poder, so pena de ser abandonada por sus fieles.

Como es fácil observar, la moda es un mecanismo social que responde a una necesidad social, y por ello no se puede buscar en ella una finalidad objetiva, estética, o de cualquier otro tipo. Las tendencias son, simplemente, puro capricho. Es por esto que la pop-sociología de las revistas de moda intenta explicar los cambios con referencias tan vagas como omnipresentes, finalmente no explicando nada. Es un gran teatro. Todo ocurre como si los objetos hablasen a espaldas de los individuos, de lo que significan las modas para ellos, siendo la materia más elocuente que las personas.

Simmel también nos habla de la moda como termómetro social. Cuanto más febril sea una sociedad, mayores cambios en la moda se producen. Como los individuos, en las sociedades democráticas tienen cada vez mayor dificultad para ser diferentes, el combate simbólito entre las clases, de distinción-imitación que mencionábamos en el artículo anterior, es cada vez mayor.

Aquí es donde el mercado, que al contrario que en la antigüedad, donde la moda respondía a los dictados o caprichos del poder, responde a las demandas de las masas de consumidores, siendo en este caso una mayor frecuencia en los cambios de tendencia, ya que esta lucha simbólica requiere nueva munición constantemente.

Cuanto más se vea un objeto sometido a los cambios rápidos de moda, más crece la necesidad de productos de su tipo a bajo precio

 ¡Tachán! H&M, Zara… ¿Te suena?

La metáfora del concurso de Belleza

Keynes ideó la metáfora del concurso de belleza para tratar de explicar el funcionamiento de los mercados financieros, pero es también muy útil para explicar el funcionamiento de las tendencias.

En este concurso los participantes deben elegir de entre seis rostros aquel que creen que recibirá más votos de entre los demás participantes, y no el que más les guste. Se trata de anticipar los gustos mayoritarios y no de actuar según los gustos propios.

El concurso de belleza nos obliga a razonar “a un tercer grado”, en la medida en que debemos pensar no en nuestros gustos particulares (el primer grado), ni tampoco siquiera en el gusto mayoritario (el segundo grado), sino que debemos pensar en cuál será el pensamiento más común, olvidando nuestra propia opinión y tratar de averiguar cual será el rostro más votado, teniendo en cuenta que los demás participantes enfocarán el problema de la misma forma. Se trata de un juego «pienso que piensa que yo pienso» infinito.

En los mercados financieros la metáfora se explica porque el precio de las acciones depende de la opinión de los inversores, no de la marcha de una empresa. Y en el caso de las tendencias porque todas las personas, aunque no lo sepan, están participando en un concurso de belleza. De todas formas no es posible anticipar el resultado del 100% ¿Cómo sabemos en qué grado piensan los demás?

¿Ha fracasado la tesis del manipulacionismo?

La publicidad orienta los gustos de los consumidores, no los dicta. Coca Cola, por ejemplo, se gastó 33 millones en patrocinar los juegos de Atlanta 92 y sólo un 12% de los telespectadores sabían que CocaCola patrocinaba el evento, incluso un 3% pensó que era Pepsi.

The limits of fashion control es otro estudio que pone en duda la tesis del manipulacionismo. Básicamente, las mujeres nunca han seguido a rajatabla las modas, sino que las adaptan a sus gustos. Es una negociación perpetua, pero sin palabras.

Perfumes, teléfonos, coches… todos los años nacen potenciales tendencias que desaparecen o pasan sin pena ni gloria, y eso que todos luchan por salir de ese territorio gris. Incluso les sucede a productos diseñados para encajar como un guante en las tendencias, como el Avantime de Renault, un híbrido entre coupé y monovolumen, los dos segmentos más deseados por los franceses, que fracasó estrepitosamente. Hay multitud de ejemplos.

Tradicionalmente la consultoría de tendencias se fundamentaba en la entrega de informes sobre colores, materiales y formas, que los distintos actores de la cadena de producción encontrarían a dos años vista. No hace falta decir que el componente de profecía autocumplida de estos informes es alto, pero tenía sentido, pues existía un trabajo creativo detrás. Artistas, estilistas, semiólogos, sociólogos, historiadores de la moda y muchos ostros se esforzaban en estos cuadernos de estilo.

Hoy en día, sin embargo, todo ha cambiado. Prácticamente la totalidad de las grandes firmas hace uso del ciclo corto, o lo que es lo mismo, en lugar de anticipar tendencias, producir la mercancía lo más tarde posible para hacerlo sobre seguro, sobre tendencias en curso, y así garantizar las ventas, pues no hay mucho margen para equivocarse.

Evidentemente la consultoría de tendencias ha respondido a este modelo, de forma que ofrece predicciones a 3 o 6 meses vista, donde lo único que puede hacerse son fotos de lugares de moda y lecturas atentas de la prensa de farándula.

Pero esto no acaba aquí. Servicios como WGSN dejan en ridículo a estas consultoras, ofreciendo un servicio de monitorización constante y universal de las tendencias, como un canal de información financiera. Sucursales en todo el mundo y analistas que escrutan el mundo de la moda 24/7 en busca de algo que ofrecerles a los clientes todos los días.

¿Os suena la obsolescencia programada verdad? Supongo que últimamente la tendréis hasta en la sopa. Pues queridos amigos y amigas, esto es la quinta esencia de la obsolescencia programada. Una industria que se actualiza cada día, cada hora, cada minuto, para producir siempre en el último momento y de esa forma no arriesgar nada.

Las consultoras como WGSN dejan sin trabajo a los creativos que comentábamos antes, de forma que, ¿Quién creará ahora? Solamente los pequeños productores que tienen que abrirse un hueco, al menos hasta que venga WGSN o alguna otra, le venda la innovación a una multinacional y esta los arrolle por completo. Así en un ciclo sin fin.

Quizá la única esperanza sean sitios como Etsy, donde comprar directamente a los pequeños productores.

¿Cuánto cuesta un trabajador textil en cada país?

La chapa

Lo que veis en la parte superior es el coste en dólares por cada hora de un trabajador de manufactura textil que soporta la empresa que lo contrata (el mapa tiene un pequeño buscador, funciona también en castellano). Es una estadística difícil de obtener, ya que existen enormes variaciones en el coste entre empresas localizadas en la misma ciudad, y los estudios de la Organización Internacional del Trabajo indican que normalmente hay diferencias entre los costes de las estadísticas oficiales con lo que realmente se puede contratar.

Así pues, me he basado en los informes de Werner International y he intentado hacer algunas piruetas con las estadísticas oficiales, además de preguntar en foros o webs de los países estudiados para ver si les parecía que las cifras estaban bien. Mi conclusión es que seguramente sean los datos más fiables de los que se puede disponer.

Desde aquí tengo que hacer una crítica a la Organización Internacional del Trabajo, que no dispone en su base de datos de cifras lo suficientemente segmentadas, algo que parece mentira, pues es un sector que siempre está en el foco del interés público. Me puse en contacto con la oficina que llevaba estos datos pero parece ser que hasta el 18 de Agosto no vuelven a trabajar, de modo que si me cuentan algo nuevo actualizaré los datos.

La historia

Como sabéis el sector ha sido blanco de numerosas críticas. Desde las difíciles condiciones laborales de los trabajadores en los países asiáticos, bajos salarios, los efectos de la deslocalización, etc. Es un tema interesante para tratar.

Como se puede observar en el mapa, el coste laboral de los trabajadores chinos es superior a otros trabajadores del sudeste asiático. De hecho, el coste lleva subiendo desde hace varios años, siendo actualmente de entorno a unos 400$ mensuales por cada trabajador.

El primer efecto que produjo esto fué el traslado de muchas líneas de producción del sector (y de otros también) hacia países circundantes a China. Mano de obra más barata, cercanía con el ecosistema empresarial y de transporte chino, y sobre todo, ausencia o gran debilidad de los sindicatos en la zona (uno de los puntos más interesantes para estas empresas, que nadie se lleve a engaño).

De cara al consumo Europeo también se está introduciendo, muy poco a poco, la idea de trasladar la producción a Europa del Este. Aunque, salvo algunos países como Bulgaria, el coste de contratación de los trabajadores es superior a China, la cercanía con Europa tiene varias ventajas.

En primer lugar, la larga tradición industrial de los países del este. La URSS dejó un legado importante en este sentido, y ese es un trasfondo en la cultura empresarial de los países del este que puede resultar muy útil para los productores. Esto, junto con una similitud cultural mucho mayor, permite que la comunicación y los métodos de trabajo congenien mejor. Evidentemente, el Know-How y la ética de trabajo en China ha mejorado mucho con el tiempo, pero parece ser que en esa jungla empresarial que es China sigue habiendo muchos problemas con los que lidiar. En estos hilos de Reddit podéis leer las historias de gente que se dedica a la importación/exportación en Asia, y los problemas que suelen encontrar.

Uno de los comentarios más votados dice:

I’ve been doing this same type of work for about 10 years. I learned to never be shocked by anything…ever, when in China (or anywhere else in Asia). […] For me the shocking part isn’t the factory or conditions or age because that has all gotten better over the years and can be controlled. My big issue is with the current gen x, gen y and millennialist of China. The wealth gap is being expanded (not shrunk). Many of These young silver spoon factory owner’s sons all drive around in $100,000 cars and have huge houses and live like playboys, but they don’t have the work ethic or acumen to sustain the Chinese business culture. Enlace

He podido tener más conversaciones en persona con gente que se dedica a actividades similares, y parece que esta sensación es compartida. Hay que estar muy encima de la producción, y tienes que dejar de sorprenderte por las condiciones de empleabilidad. Después hablaré más sobre esto.

Europa del Este permite, además, reducir mucho los costes de transporte. No es solamente que esté más cerca de los consumidores, sino que es mas fácil, por ejemplo, transportar por ferrocarril la mercancía. Así pues, la apuesta del sector textil por Europa del Este es tímida, aunque otros sectores más relacionados con la teconología se están tirando de cabeza.

Mi opinión

Si los únicos incentivos que ponemos a los productores asiáticos es que produzcan lo más barato posible, es evidente que las condiciones laborales de las manufacturas textiles no pueden mejorar. Sobre todo cuando la preocupación por dichas condiciones es mas estética que genuína. A nuestras marcas lo que les preocupa es la opinión pública, no que realmente la producción tenga unos estándares en el puesto de trabajo que sean aceptables. Controlar la producción es fácil, si no se hace es porque no se quiere.

Evidentemente mejorar las condiciones de los trabajadores asiáticos requiere forzosamente reducir los márgenes de beneficio. Ya no se puede tener a un trabajador en jornadas maratonianas los 365 días del año. Hacen falta mejores condiciones de higiene y seguridad y, aunque se pudiesen mantener los costes laborales mucho mas bajos que en Europa, habría aún así que subir los salarios, ya que muchas veces no alcanzan lo que la Organización Internacional del Trabajo llama Living Wages, más coloquialmente salarios dignos, que les permitan al menos tener un nivel de vida decente en su país, que muchas veces ni eso.

Un efecto colateral de la subida de salarios es que, paradójicamente, haría más atractivos los competidores del país que trata de solucionar esos problemas. Es decir, tendría que ser un problema a tratar en Asia como conjunto, algo que parece poco probable, sinceramente. Como ya expliqué antes, una parte de la mano de obra que antes se contrataba en China está siendo ahora contratada en países circundantes y más baratos.

Aunque una de las tendencias, como vimos antes, es establecer parte de la producción en Europa del Este, no creo que la subida de salarios en China y en el sudeste asiático vaya acabe por cumplir el sueño de mucha gente, que es que vuelva la producción a Europa. No sólamente porque los salarios europeos siguen siendo mucho más altos (aunque en nuestro país se han devaluado bastante), sino porque simplemente pueden mover la producción a otro nuevo país del tercer mundo. Los Chinos ya tienen el Know-How que nosotros perdimos y además también invierten en investigación, no se han quedado estancados. Ahora diseñan sus propios productos y competirán de tú a tú con nuestras empresas. Una vez que has transferido la tecnología y el conocimiento, si el país receptor sabe aprovecharlo, ya no hay vuelta atrás.

La moda y las tendencias ¿Democracia o conspiración?

Tal y como dije aquí, no quiero convertir este blog simplemente en un blog de moda más. Por este motivo me he propuesto hacer un artículo para profundizar un poco más en la génesis de la moda y las tendencias. ¿Te has preguntado alguna vez qué son? ¿Cómo surgen? ¿Cómo se propagan?

En sociología existen muchos teóricos que estudiaron estos dos fenómenos, y dieron lugar a dos grandes corrientes. Los teóricos que ven la moda como una cuestión impuesta, o lo que es lo mismo, existe alguien que decide qué es lo que se va a convertir en moda (lo que será tendencia) y a través de algún mecanismo más o menos controlado consigue que sus deseos se lleven a la práctica, y la otra corriente, que entiende que se trata de mecanismos de imitación más o menos democráticos. Es decir, las tendencias y las modas no son producto de una conspiración, sino que son el resultado de muchas voluntades individuales, que se agregan para dar lugar a una voluntad colectiva, al gobierno de la opinión.

Daremos un repaso a la visión de algunos autores sobre este tema.

George Simmel y las contradicciones de la moda 

George Simmel
Hola, mi nombre es George Simmel, y soy un barbudo alemán, además del responsable de esta chapa.

Uno de los análisis más completos sobre la moda es el de Georg Simmel, un sociólogo alemán del S. XIX. Como supongo que sabréis, porque ha pasado a la cultura popular, las personas tienden a identificarse con algún grupo. Somos animales gregarios, que dicen. Pues bien, hace no demasiado tiempo estuvo de moda en la prensa hablar de los góticos, los emos y demás tribus urbanas.

Si nuestro amigo Georg estuviese aquí sentado con nosotros, nos diría que la moda es una forma de relación social que permite a las personas integrarse en un grupo con facilidad. El aspecto es más fácilmente moldeable que el comportamiento, y por tanto es un elemento al que se recurre constantemente. Nos diría también que la moda nos provee de una norma de la que podemos desviarnos si queremos ser singulares, que sería el caso de los góticos y de los emos. Sin embargo, aunque estos muchachos quieran ser singulares, es difícil que lo puedan conseguir, pues al mismo tiempo que se desviaron de «la moda», en realidad crearon otra distinta. Para ellos «la moda» sería en realidad «la moda mainstream«, viendo a los demás como imitadores, y a sí mismos como disidentes. Para Simmel esto, sin embargo, no sería más que una forma inversa de imitación.

Según nuestro invitado alemán, las personas quieren evitar la norma vigente porque temen perder su individualidad, lo cual no deja de ser un anhelo ampliamente compartido, y por tanto que no es diferencial en la personalidad, no nos hace más independientes, más si cabe que, para distanciarnos de la norma en la moda, acabamos por crear otra.

Pero la moda no es algo que simplemente «está ahí», funcionando a través de las contradicciones que hemos mencionado, sino que también surge y desaparece. La explicación que nos da nuestro barbudo es que la moda es también un proceso histórico. El éxito y la propagación de cualquier tendencia tiene como consecuencia justamente su fracaso. Existe un punto crítico a partir del cual, cuando una cantidad considerable de gente acepta una moda, deja de ser distinta, y pierde su atractivo.  Algo deja de estar de moda cuando se convierte en popular.

La moda como conspiración: Veblen y Bordieu 

La obra más conocida de Throstein Veblen es «La teoría de la clase ociosa», y trata, en resumidas cuentas, de cómo hay una clase social que ralentiza el progreso social y permea sus vicios y malas prácticas sobre el resto de la sociedad. Cito este autor aquí porque, como veremos más adelante, la moda y las tendencias no han funcionado siempre bajo las mismas dinámicas.

Podríamos decir que esta clase ociosa de la que habla Veblen es, en cierto modo, heredera de los valores de la nobleza y la hidalguía, ya que enfatiza en su ocio y en su consumo todo aquello que no es útil o que se contrapone a la cultura industrial (eficiencia, técnica, racionalidad, etc).

Como no puede ser de otra manera, la Moda es, dentro de esta teoría, algo que nace en la clase ociosa, como un modo de diferenciarse del resto de las clases sociales, fundamentalmente de las clases populares, algo que no es útil pero que tiene un significado simbólico importante (nosotros tenemos estilo, sabemos lo que es bueno, etc). Esto es lo que Bordieu llama prácticas distintivas, que no es más que el rechazo de «otros gustos», y que según este autor es en realidad una lucha de clases oculta, que sirve para perpetuar las desigualdades de clase.

Pierre Bordieu
Me pusieron Bordieu de apellido para vacilar en los cumpleaños a los que no sabían pronunciarlo.

La transmisión de la moda desde la clase ociosa o clase dominante se haría a través de un proceso de imitación que Veblen llamada «difusión vertical de los gustos», que funciona barrera entre clases (cada clase se trata de diferenciar de la clase inferior) y también como nivel, pues permite a los miembros de una misma clase identificarse entre ellos.

Para Bordieu el gusto en realidad no existe como tal, sino que es el producto de unos recursos sociales y culturales que la gente adquiere a través de la socialización (la familia en la que se crían, la escuela, primeros amigos, etc). Según esto, un nuevo rico tendrá los mismos problemas para comprender «el buen gusto» que un pobre, pues su socialización en las primeras etapas de la vida no le ha dotado de esquemas mentales para ordenar la realidad que vive de la misma forma que las clases dominantes.

Además de que los creadores de la moda (modistos) sean de la clase dominante, su currículum no se mide tanto en sus capacidades técnicas, como en las relaciones sociales que mantienen. Con quién trabajaron, a quién conocen, etc.  Es decir, se valoran sus competencias simbólicas para movilizar a sus semejantes, tanto dentro del campo de la moda (sus relaciones con otros profesionales) como fuera (porque otros los reconocen como pertenecientes a su clase).

Esta es la primera entrada de una serie de post. En el próximo post veremos las teorías de la moda como democracia, y cómo está configurado actualmente el mundo de la moda.

¿Es la moda democracia o conspiración? Danos tu opinión en los comentarios.

Anillos Tous

No sé si estaréis de acuerdo conmigo pero todas las amantes de los complementos siempre tenemos uno por el que sentimos debilidad extrema, en mi caso, aunque me encantan todo tipo de complementos, pulseras, collares, etc… pero con el que nunca salgo de casa, es un anillo. Me encantan porque no siempre otro tipo de complemento va acorde con el lugar o el tipo de ropa que llevas, pero un anillo, puede ser desde discretísimo a muy llamativo, en función del momento en el que estemos gracias a la amplísima gama de diseños, metales y piedras. Sin un anillo en la mano la siento totalmente desnuda.

Uno de los diseñadores que me parecen muy interesantes por su variedad de diseño es TOUS, tiene una amplísima variedad de diseños en plata y oro, con precios asequibles, teniendo en cuenta que son joyas y no bisutería y donde podremos encontrar modelos muy discretos, elegantes y minimalistas y también joyas muy llamativas con mucho color y perfectas para un look más rompedor.

La firma catalana, nace como una empresa de reparación de relojes en 1920, y desde los años 80 del pasado siglo ha crecido de manera muy significativa, no sólo cómo empresa, con más de 400 tiendas repartidas por el mundo, sino como una empresa de moda con una amplia variedad de artículos, encabezados por la joyería, pero con gran éxito en complementos como bolsos o incluso perfumes.

Uno de los símbolos que a todos nos viene a la cabeza cuando nos nombran la firma TOUS, es su icónico oso. Un original oso de peluche que acompaña a gran parte de los diseños de la marca, tanto en joyería, formando pieza indispensable de muchos de sus collares, anillos o pulseras, como en forma de estampado en sus complementos y bolsos.

Volviendo al tema de los anillos, disponen de una gama amplísima en oro y plata como metales protagonistas, salpicados en muchas ocasiones por colores generados por piedras semipreciosas y esmaltes.

Algunos de mis modelos favoritos son:

Garabato o Kudara: Ambos modelo son preciosos y originales anillos, de estilo desenfadado, ideal como complemento de color. Está realizado en oro amarillo y con el engarzadas diferentes gemas de colores y tamaños dispares.

La gama Silueta, una preciosa gama de anillos, con distintas formas de la silueta del archiconocido oso de la marca. Una línea de gama alta que usa como metal precioso el oro blanco acompañado de diamantes engarzados.

Rosette, un divertido diseño a modo de vidriera que hace de este modelo uno de los más originales de la casa. Está realizado en plata y decorado con esmalte de diferentes colores.

La serie Ivy, es una gama de anillos realizados en oro, blanco o amarillo, con formas sinuosas y diamantes. Una serie de alta joyería de la marca, ideales para lucir en ocasiones especiales.

En definitiva, los anillos de la firma TOUS gracias a su amplia variedad nos ofrecen multitud de diseños y materiales, con precios dispares, aptos para todos los bolsillos.

Just Caludiab

¿Qué es Just Caludiab? Es una web que poco a poco ha ido cogiendo forma hasta llegar a lo que es ahora, en la que puedes encontrar todo tipo de información, desde que color de uñas se lleva este otoño, hasta trucos para reciclar tu colorete o incluso ver como darle una segunda oportunidad a esa prenda que tienes colgada en el armario desde hace tiempo.
Cuando hablamos de moda, casi siempre (y es normal) lo primero que nos viene a la cabeza son modelos, pasarelas, colecciones, etc. Pero ¿que pasa si lo que buscas es saber como sacarle partido a tus shorts después del verano?
Lo que hago con Just Caludiab, es plasmar por escrito las novedades, tendencias… Todo esto desde mi punto de vista, incluyendo material gráfico para que todo quede claro, con precios, donde encontrarlo, dando mi opinión de moda, cosmética, maquillaje… en definitiva todo lo que me gusta a mí.

Así que ya sabéis, si os interesa la moda, y queréis verla de una manera más cercana y práctica, os espero en Just Caludiab.

https://www.caludiab.com/